Los aceites esenciales se utilizan para muchos propósitos, desde servir como repelente natural de mosquitos a reducir el dolor de espalda y cuello. Sin embargo, ¿pueden los aceites esenciales ayudar a tratar la depresión?

Los aceites esenciales no curan la depresión y no deben ser utilizados como una alternativa al tratamiento prescrito por un médico. Sin embargo, los aceites esenciales se pueden utilizar como terapia complementaria junto con tratamientos convencionales, como la terapia conductual y los antidepresivos.

Ciertos aceites esenciales pueden aliviar algunos de los síntomas psicológicos y físicos relacionados con la depresión. Algunas investigaciones han demostrado que el uso de aceites esenciales puede mejorar el sueño, mejorar el estado de ánimo y mejorar la calidad de vida de una persona.

Los aceites esenciales también pueden ayudar a disminuir los síntomas de ansiedad, que son comunes en las personas con depresión. Se estima que alrededor del 43% de las personas con ansiedad y estrés utilizan alguna forma de terapia alternativa para ayudar a reducir los síntomas

Como con todas las formas de terapia alternativa, los aceites esenciales deben utilizarse con precaución. Siempre discuta el uso de aceites esenciales con un médico o un aromaterapeuta.

Aceites esenciales que pueden ayudar a tratar la depresión

Se afirma que los siguientes aceites esenciales pueden ayudar con algunos síntomas de depresión:

  • La Bergamota puede reducir la ansiedad y el estrés
  • La Bergamota, la lavanda y el incienso tuvieron un efecto positivo en el dolor y la depresión en las personas con cáncer terminal
  • La Lavanda reduce la ansiedad en los pacientes antes de la cirugía
  • La Lavanda puede reducir el comportamiento de ansiedad y inhibir la depresión, que se encuentra en los pacientes dentales y menores puntuaciones de estrés y ansiedad en los estudiantes de enfermería
  • Lavanda, incienso y rosa pueden ayudar a aliviar la ansiedad y el miedo durante el parto
  • La lavanda, la manzanilla romana y el neroli redujeron los niveles de ansiedad en los pacientes antes de los procedimientos cardíacos no quirúrgicos
  • La lavanda también puede mejorar el sueño
  • El Romero puede ser útil para la ansiedad, la depresión y el estrés
  • El Romero puede proporcionar efectos antidepresivos
  • La Naranja dulce puede reducir o prevenir la ansiedad
  • El Jengibre salvaje puede inhibir las respuestas de comportamiento similares a la depresión
  • El Ylang ylang puede reducir la frecuencia cardíaca, la presión arterial y la frecuencia respiratoria

Otros aceites que se informan que pueden aliviar los síntomas de depresión, aunque se necesita más investigación, incluyen:

  • La Albahaca puede reducir el estrés, la ansiedad y la depresión
  • La Manzanilla puede calmar las emociones y reducir la tensión nerviosa
  • La Salvia puede reducir la ansiedad, el estrés, los ataques de pánico y la depresión
  • El Geranio puede aliviar la ansiedad, el estrés y la fatiga nerviosa
  • El pomelo puede tener un efecto calmante y disminuir los niveles de ansiedad y estrés

Calidad de la evidencia en aceites esenciales

Muchos de los supuestos beneficios de los aceites esenciales se basan en experiencias personales, en lugar de respaldados por pruebas científicas. Un aceite esencial que puede haber «funcionado» para una persona puede no tener ningún efecto en otra.

Debido al olor de los aceites esenciales, es difícil realizar estudios donde los participantes y los investigadores no saben qué aceites esenciales se están utilizando. Por esta razón, muchos estudios que exploran el efecto de los aceites esenciales sobre la ansiedad y el estrés no son concluyentes, pudiendo tratarse de un efecto «placebo».

Un artículo de investigación que resume las revisiones sistemáticas del uso de la aromaterapia para la hipertensión, la depresión, la ansiedad, el alivio del dolor y la demencia concluyó que la aromaterapia es una terapia ineficaz para cualquier condición.

Se requiere más investigación antes de que los médicos puedan recomendar aceites esenciales como tratamiento de primera línea para la depresión. Sin embargo, como terapia complementaria, los aceites esenciales podrían mejorar o reducir los síntomas individuales y mejorar la eficacia de otros tratamientos.

¿Qué son los aceites esenciales?

Los aceites esenciales son los compuestos que se extraen de la corteza, las flores, las hojas, los tallos, las raíces y otras partes de las plantas.

Los compuestos se extraen de la planta a través de un proceso de destilación – usualmente por vapor o agua, o métodos mecánicos tales como prensado en frío. Lo que queda de la planta después de este proceso se conoce como aceite esencial.

La mayoría de los estudios que exploran los aceites esenciales y la depresión se ven en los aceites esenciales utilizados en la aromaterapia. Aquí, los aceites son más comúnmente inhalados a través de la nariz o la boca o frotandose sobre la piel.

La aplicación de aceites esenciales en la piel puede causar una reacción alérgica, irritación de la piel y sensibilidad al sol en algunas personas, por lo que los aceites deben ser mezclados primero con aceite de portador, como aceite de oliva, almendra o aceite de coco. También se recomienda que las personas realicen una prueba de alergia antes de usar aceites esenciales, ya que pueden causar irritación.

Aunque la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) ha aprobado varios aceites para su uso como aditivos alimentarios y los ha clasificado como «generalmente reconocidos como seguros», no se recomienda la digestión de aceites esenciales.

La FDA no regula los aceites esenciales utilizados en la aromaterapia.

¿Cómo funcionan los aceites esenciales?

Los productos químicos en los aceites esenciales pueden ínter-actuar con el cuerpo a través de la absorción a través de la piel en el torrente sanguíneo, o estimulando las áreas del cerebro a través de la inhalación.

Cuando las células nerviosas especializadas en la parte superior de la nariz detectan los olores, envían un impulso al cerebro a lo largo del nervio olfativo a un área llamada bulbo olfatorio.

El bulbo olfativo procesa el impulso y entrega la información sobre el olor a otras áreas vecinas del cerebro. Estas otras áreas se conocen como el sistema límbico.

El sistema límbico es un conjunto de estructuras cerebrales que se cree que desempeñan un papel esencial en el control de la conducta, las emociones, la memoria y el estado de ánimo.

Importancia del olfato

El uso de aceites esenciales para ayudar a aliviar los síntomas de la depresión podría funcionar debido a su olor.

Un sentido del olfato es una manera con que las personas conectan con el mundo alrededor de ellos. El ser humano, a parte de los animales, es muy sensible al olfato y se cree que un individuo puede reconocer un trillón de aromas diferentes.

Los aromas son muy importantes y muy emotivos. Todo el mundo reacciona a los olores de manera diferente – cómo responden a un olor depende de lo que asocian con ese olor. Por ejemplo, un cierto olor puede despertar un recuerdo que ha sido olvidado por mucho tiempo.

Debido a que los olores son tan sugestivos, tiene sentido que los aromas de los aceites esenciales promuevan emociones y estados de ánimo mejorados, y esto a su vez, puede proporcionar algún alivio en los trastornos del estado de ánimo, como la depresión. Hay, sin embargo, poca investigación científica para respaldar esto.

Riesgos y efectos secundarios

Es necesario realizar más investigaciones para descubrir cómo ínter-actúan los aceites esenciales con otros tratamientos y medicamentos.

Se recomienda que los niños, las mujeres embarazadas y las mujeres lactantes eviten el uso de aceites esenciales, ya que aún no se sabe el efecto que pueden tener sobre ellos.

Cualquier persona que considere el uso de aceites esenciales debe hablar con un médico o aromaterapeuta para discutir los posibles beneficios y riesgos. Hay alguna evidencia de que los aceites esenciales funcionan, y si no causan daño, podrían mejorar la efectividad de otros tratamientos o reducir los síntomas, aunque pueda tratarse de un simple efecto placebo.

personas que se creen negativas aceites esenciales, aceite esencial romero antidepresivo depresion, aceites esenciales y depresion, efectividad de la aromaterapia en depresion

Comenta este articulo